En la primera plaza continúa México, que sumó tres preseas doradas en una jornada que se puede considerar como la más tranquila en lo que va de los XXIII Juegos Centroamericanos y del Caribe, por ser la de menos finales.

La delegación mexicana llegó a 80 oros y se impuso en el tiro deportivo con Karen Quezada, en 10m pistola de aire mujeres; con Alejandra Ramírez, en fosa mujeres; y con el equipo femenino en 10m pistola de aire.

Colombia, que es segundo con 35 oros menos, ganó este viernes dos doradas en bolos con Óscar Rodríguez en individual masculino y en la final de dobles femenino.

Óscar Rodríguez / Comité Olímpico Colombiano

“Arranque muy bien, mantuve el ritmo de juego. También fue fundamental mantener la concentración hasta el final de la ronda para sostener la medalla ante tan buenos jugadores”, dijo el nuevo rey individual del Campeonato de Bolo de los Juegos, al Comité Olímpico Colombiano.

En la noche, la quindiana Clara Juliana Guerrero y la bogotana Rocío Restrepo cerraron la noche del bolo colombiano con broche de oro, después de jugar “casi con perfección las seis líneas de la prueba y quedarse con el primer lugar del dobles femenino, dejando atrás a las dos duplas mexicanas, que tuvieron que conformarse con la plata y el bronce”, destacó el COC.

Las colombianas tuvieron un promedio de 229.67 y un puntaje de 2.756,

 República Dominicana subió a lo más alto del podio en el kárate con Anel Castillo en la modalidad de más de 84kg.

Otro país que brilló en el kárate fue Venezuela que cosechó dos oros con Claudymar Garcés y Omaira Molina, en los 61 y 68kg, respectivamente.

Guatemala alcanzó dos medallas de oro en el tiro, su fuerte en estas justas, con Jean Brol en fosa hombres y por equipo en la misma categoría.

Otro hecho destacado es que Cuba no sumó este viernes ninguna presea dorada.