Más de 3.000 marineros de 12 países son esperados en la mañana de hoy como inicio de este espectáculo.

La Bahía de Cartagena se engalana desde hoy con la llegada de diez veleros y dos buques de distintos lugares del mundo, que serán protagonistas del Sail Cartagena de Indias, el evento náutico más importante del país.

Después de recorrer países como Portugal, Uruguay, Argentina, Chile, Ecuador y Perú en la ‘Ruta Velas Latinoamérica’, más de 3.000 marineros de 12 países arribarán desde las 8:00 de la mañana a aguas cartageneras para ser parte de esta gran fiesta de las velas que cautiva cada cuatro años a cientos de cartageneros y turistas.

Este año el Sail Cartagena se unió a la ‘Ruta Velas Latinoamericanas’, una gran regata que inició el pasado 25 de marzo y se prolonga hasta el 2 de septiembre, en una travesía que incluye 18 puertos de 11 países del continente americano.

“El Sail es una oportunidad para que cartageneros y turistas de todas las edades disfruten del encanto, la historia, la cultura y las tradiciones, que traen estos países invitados teniendo como marco su velero”, agregó el contralmirante Francisco Cubides, secretario ejecutivo del Sail Cartagena.

En su cuarta edición

El evento, que este 2018 llega a su cuarta edición, es completamente abierto al público y espera  duplicar el número de visitantes que en el 2014 llegó al número récord de 200.000 espectadores.

“Creemos que estos eventos son oportunidades de bienestar y desarrollo para los ciudadanos, por ello siempre estamos comprometidos con los actos que engrandecen el buen nombre de nuestra nación”, aseguró Alfonso Salas, gerente del grupo Puerto de Cartagena, que será uno de los puntos que acogerá las embarcaciones visitantes.

En los muelles de la Sociedad Portuaria estarán los barcos Cisne Branco, de Brasil; Esmeralda, de Chile; ARC Gloria, de Colombia; la fragata FNH Lempira, de Honduras; el buque Libertad, de Argentina; el NRP Sagres, de Portugal; y el BAP Unión, de Perú.

En el Muelle Turístico de Manga (Edurbe), otro de los puertos habilitados para que los visitantes conozcan las embarcaciones participantes en el Sail, estará el Uscgc Hamilton de Estados Unidos.

Son seis días los que durará el evento en Cartagena.
Son seis días los que durará el evento en Cartagena. Cortesía

El buque escuela Cuauhtémoc de México y el Simón Bolívar de Venezuela serán los invitados que atracarán en el Muelle de La Bodeguita, en el Centro Histórico de la ciudad.

Durante los seis días que durará el evento (del 21 al 26), el público tendrá acceso gratuito a cada uno de los veleros y buques participantes, pero es necesario  adquirir una boleta de ingreso que puede descargarse de la página web del Sail Cartagena.

En centros comerciales, hoteles y restaurantes del Centro Histórico también se entregarán boletas de cortesía, como han explicados los integrantes de la organización del evento.  El horario de ingreso a las embarcaciones varía en cada muelle, pero en general oscila entre las 8:00 de la mañana y las 6:00 de la tarde.

Además de recibir a los cartageneros que visitarán durante todos estos días las embarcaciones, las tripulaciones participantes en el Sail estarán en cócteles de bienvenida, recorridos turísticos, una ceremonia de inauguración y un desfile que tendrá lugar este domingo en la Plaza de la Aduana a partir de las 4:00 de la tarde.

Seguridad y tranquilidad

Por su parte, el Distrito anunció a través de la Oficina de Gestión del Riesgo y Atención de Desastres (OGRD), que tiene dispuesto un amplio operativo que permita garantizar la tranquilidad de las personas que disfrutarán del espectáculo marino.

Según el anuncio, se desplegarán cerca de 200 funcionarios que contarán con la colaboración de personal de las empresas de servicios públicos como Electricaribe y los consorcios de aseo.
“Estaremos haciendo inspecciones técnicas de manera permanente en los diferentes sitios en los que estarán atracadas las embarcaciones, verificando que cumplan con los estándares de rampas, salidas de emergencia, rutas de evacuación, puntos de encuentro y la debida señalización para que se pueda afrontar sin problemas cualquier tipo de eventualidad”, detalló Laura Mendoza, jefa asesora de la Oficina de Gestión del Riesgo y Atención de Desastres.