Por tercera vez se aplazó la audiencia de imputación de cargos contra Sami Spath Storino, quien nuevamente no se presentó en la diligencia  realizada hace pocos minutos bajo completa reserva por seguridad del indiciado.

Al parecer, el amigo del exgobernador Alejandro Lyons estaría en busca de un preacuerdo con la Fiscalía General de la Nación, pues prendería el ventilador contra contratistas, funcionarios y políticos.

Cabe indicar que Spath es requerido por supuestamente servir de enlace entre funcionarios y contratistas que se beneficiaron del millonario desvío de los recursos públicos del departamento de Córdoba durante el gobierno de Lyons.

La diligencia se reprogramó para el próximo 5 de abril en el Palacio de Justicia de Montería a las 10:00a.m.