Luego de que el presidente venezolano, Nicolás Maduro, asegurara que su homólogo colombiano, Iván Duque, es un “diablo” que encabeza un “gobierno peligroso”, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia se pronunció y aseguró que rechaza de manera tajante estas declaraciones.

“El Ministerio considera estas palabras como una ofensa a la dignidad del cargo de presidente de la República de Colombia, a la del Gobierno que representa y a la del pueblo colombiano que lo eligió, por lo que exige respeto por parte del Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela”, asegura la misiva.

De igual manera,  indicaron que “nuestro país, así como muchos otros de la región y del mundo, seguirá insistiendo en que Venezuela recupere más temprano que tarde la senda democrática y su población pueda acceder a la plena garantía de sus derechos políticos, económicos y sociales”.

Durante un acto de entrega de viviendas en Caracas, el presidente venezolano indicó que “él (Duque) tiene cara de angelito, ustedes lo ven y parece un angelito (…) pero es un diablo que odia a Venezuela y está conspirando diariamente contra nuestro país, contra nuestra Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB)”.

“Desde Colombia se financia la conspiración para dañar a nuestra FANB (…) alerto a nuestros militares, máxima moral, máxima lealtad, máximo compromiso frente a la conspiración oligárquica colombiana del gobierno de Iván Duque, máxima cohesión, máxima preparación”, prosiguió.

El mandatario venezolano dijo que el de Colombia es “un Gobierno peligroso, porque es un Gobierno que combina mucho odio con inexperiencia” y que funciona como “satélite del imperialismo”, en alusión a la administración de Donald Trump en Washington.